Categorías
Series

Conceptos GTD: Gestiona tu Atención

Conceptos GTD: Gestiona tu Atención.

Prestar atención a lo que llama tu atención es uno de los hábitos que te permitirá gestionar las interrupciones de forma efectiva.

Consiste en capturar o recopilar esas cosas que irrumpen en tu mente e introducirlas en bandejas de entrada para ocuparte de ellas en el momento adecuado.

Es importante tener en cuenta que capturar o recopilar se limita a sacar de tu cabeza lo que ha llamado tu atención, sin pararte a pensar ni decidir sobre ello ni tampoco poner recordatorios al respecto.

Cuando algo irrumpa en tu cabeza, captúralo y continúa con lo que estuvieras haciendo. Más tarde, en el momento adecuado, ya prestaras a «esa cosa» que llamaba tu atención todo el tiempo que se merezca.

La gestión de la atención es un concepto fundamental de cara a nuestra efectividad. No podemos gestionar el tiempo, pero sí podemos hacer una gestión optima de nuestra atención. Nosotros no podemos decidir qué llama nuestra atención, pero sí cómo gestionarlo.

Si te ha interesado, puedes leer más en:

¿A qué le estás prestando tu atención?

Si conoces más artículos sobre este mismo concepto me encantaría que lo dejaras en comentarios y así, entre todos, crear un archivo más completo y con multitud de matices. Gracias 🙂

 

Categorías
Series

Conceptos GTD: Recopilar o Capturar

Conceptos GTD: Recopilar o Capturar

Es el primero de los cinco pasos del método para administrar el flujo de trabajo en GTD. Consiste en recopilar todo aquello que llama nuestra atención y depositarlo en contenedores de confianza que vacías con regularidad.

Se trata del hábito de sacar todo de la cabeza y depositarlo en bandejas de entrada.

Consiste en «cosechar» todo lo que llama tu atención, o consideras incompleto, sin aplicar ningún filtro o juicio de valor.

Además de las cosas que tú captures o recopiles, habrá otras que se recopilen solas o, mejor dicho, con la ayuda de tu entorno, como por ejemplo, los e-mails de nuestro buzón de correo electrónico o las llamadas perdidas del móvil.

Recopilar se diferencia de lo que la mayoría de las personas hacen en que al recopilar no se toman decisiones ni se ponen recordatorios de las tareas que hay que hacer, simplemente se sacan “cosas” de la cabeza.

Si te ha interesado, puedes leer más en:

GTD para dummies: la recopilación

GTD: 4 claves para capturar con eficacia

Si conoces más artículos sobre este mismo concepto me encantaría que lo dejaras en comentarios y así, entre todos, crear un archivo más completo y con multitud de matices. Gracias 🙂

 

 

 

Categorías
Series

Conceptos GTD: Sácalo todo de tu cabeza

Conceptos GTD: Sácalo todo de tu cabeza.

Sacar todo de tu cabeza es uno de los «mandamientos» de GTD y resulta muy sencillo cuando lo conviertes en un hábito. Consiste simplemente en extraer de la cabeza todo lo que irrumpe en ella, de forma no intencionada, y depositarlo en una bandeja de entrada.

Es muy importante que extraigamos “todo”, tanto lo personal como lo profesional, sin tomar ninguna decisión sobre ello ni aplicar ningún filtro en cuanto a relevancia, urgencia o prioridad.

Los pensamientos que irrumpen en nuestra mente pueden ser preocupaciones, ideas, recuerdos, posibles tareas, proyectos, dudas… Sea lo que sea, simplemente déjalo en una de tus bandejas de entrada. ya le dedicarás más tarde el tiempo que se merece.

Sacar “todo” de la cabeza es un habito muy sencillo y el primero de los pasos para conseguir resultados con GTD.

El gran cambio que te propone GTD® es el de vaciar tu mente de recordatorios. Dejar de usar «espacio mental» para recordar asuntos pendientes y usar ese espacio mental para pensar, para tener ideas. Para ser creativo.

Si te ha interesado, puedes leer más en:

GTD: El Gran Cambio es Vaciar tu Mente

En GTD, combate el estrés vaciando tu mente

Si conoces más artículos sobre este mismo concepto me encantaría que lo dejaras en comentarios y así, entre todos, crear un archivo más completo y con multitud de matices. Gracias 🙂

Categorías
Series

Conceptos GTD: Bandeja de Entrada

Bandeja de entrada:

Lugares físicos o digitales donde hay «cosas», personales o profesionales, relevantes o poco importantes, grandes o pequeñas, sobre las que aún no has tomado una decisión.

Pueden ser lugares en los que se acumulan cosas por sí solas o lugares en las que las dejas tú. En cualquier caso, cosas sobre las que en algún momento tendrás que pensar y tomar una decisión, sea la que sea.

Algunas bandejas de entrada típicas son: el e-mail, los bolsillos, los bolsos, los cuadernos de notas, el buzón de correos de tu casa, la lista de llamadas perdidas…

Necesitamos tener todas las bandejas de entrada necesarias para poder sacar las cosas de la cabeza en cualquier momento y lugar pero intentando, a la vez, que sean las mínimas posibles.

No hay un número óptimo de bandejas de entrada, cada persona tendrá que decidir las que mejor se adaptan a sus necesidades.

Mi recomendación es que tengas todas las bandejas que necesites para poder capturar en cualquier situación que te permitan hacerlo cómodamente y, también, las menos posibles, ya que luego hay que aclararlas, es decir, vaciarlas.

Si te ha interesado, puedes leer más en:

Recopilar y las bandejas de entrada

Si conoces más artículos sobre Bandeja de entrada me encantaría que lo dejaras en comentarios y así, entre todos, crear un archivo más completo y con multitud de matices. Gracias 🙂

A continuación te dejo algunos fragmentos sobre este concepto:

Categorías
Series

Conceptos GTD: Incompletos

Incompletos:

También llamados «frentes abiertos«. Son una fuente de estrés autogenerado.

Concepto que utiliza David Allen para hablar de cualquier cosa personal o profesional, grande o pequeña, más o menos urgente o de mayor o menor importancia, que creas que debería ser diferente de como es, o que te sientas en la obligación interna de cambiar.

Un ejemplo son todos esos pensamientos que empiezan por “debería”, “tengo que”, “voy a” o “a ver sí”.

Sinónimos de Incompleto son: captura, cosa o open loop

Todos los incompletos (o frentes abiertos) deben estar en tu sistema de captura y fuera de tu cabeza.

Se captura todo lo que irrumpe en tu mente y va asociado a un «debería», «tendría que», «a ver si», … Se captura lo que David Allen llama «open loops», que en castellano se ha traducido por «cosas», «incompletos» o «asuntos pendientes».

Procesar tus bandejas de entrada es hacerte preguntas para transformar las «cosas» y que dejen de ser incompletos.

Si te ha interesado, puedes leer más en: GTD: Cuestión de Compromiso

Si conoces más artículos sobre este mismo concepto me encantaría que lo dejaras en comentarios y así, entre todos, crear un archivo más completo y con multitud de matices. Gracias 🙂