Categorías
Series

#ConfíaEnTusDecisiones: Fíate tú de las intuiciones

Las intuiciones tienen una fiabilidad limitada.

«Podemos estar ciegos para lo evidente, y ciegos además para nuestra ceguera.» Daniel Kahneman

Saber cómo funciona nuestro cerebro nos ayuda a entender mejor cómo tomamos decisiones.

Nos cuenta Kahneman que siempre que estamos despiertos se dan en nuestra mente dos tipos de pensamiento, los cuales se reparten eficientemente todo el trabajo mental.

A estos dos tipos de pensamiento los llama «Sistema 1» y «Sistema 2».

  • El «Sistema 1» hace la mayor parte del trabajo. Este sistema opera de manera rápida, impulsiva y automática, con poco o ningún esfuerzo, a gran velocidad y sin sensación de control voluntario, haciendo sugerencias de sus impresiones, intuiciones, sensaciones y conclusiones al «Sistema 2»
  • El «Sistema 2» necesita que lo activemos de forma voluntaria. Este sistema centra la atención en las actividades mentales esforzadas, incluidos los cálculos complejos. Las operaciones del «Sistema 2» consumen gran cantidad de energía y están a menudo asociadas a la experiencia subjetiva de actuar, decidir y concentrarse.

La división del trabajo entre el «Sistema 1» y el «Sistema 2» funciona muy bien la mayor parte del tiempo y es muy eficiente desde el punto de vista del consumo de energía mental.

Si todo se desarrolla sin complicaciones, el «Sistema 2» acepta las sugerencias del «Sistema 1» con escasa o ninguna modificación. El «Sistema 2» toma las riendas sólo en el caso en que haya algún tipo de complicación.

Nuestro día a día está bajo el control del «Sistema 1», que es el que hace casi todo el trabajo, mientras que el perezoso «Sistema 2» permanece apagado la mayor parte del tiempo.

El problema es que el «Sistema 1» no es del todo fiable, ya que es donde habitan los sesgos, los errores sistemáticos, las generalidades y las creencias. Nuestro «Sistema 2» es mucho más fiable, ya que contiene nuestra parte más racional, lógica y estadística, así como nuestro sentido crítico. El único «pero» es que el «Sistema 2» está habitualmente en «modo reposo».

En realidad, hay poco que podamos hacer para cambiar esta situación. Es una utopía pensar que somos capaces de vivir teniendo continuamente «activado y en modo alerta» a nuestro «Sistema 2». Lo que sí podemos hacer es aprender a reconocer nuestros errores sistemáticos y esforzarnos por evitarlos.

Las intuiciones nos proporcionan información muy útil, pero su fiabilidad es limitada.

Por eso, si quieres mejorar las decisiones que tomas, te propongo que tomes conciencia de que tus intuiciones, y las de todo el mundo, llegan a nuestra mente sin la intervención de nuestra parte más racional «tu Sistema 2», lo que significa que no son infalibles.

No sé qué pensarás tú, pero a mí me parece un motivo más que suficiente para desconfiar de nuestras intuiciones.

3 respuestas a «#ConfíaEnTusDecisiones: Fíate tú de las intuiciones»

«Podemos estar ciegos para lo evidente, y ciegos además para nuestra ceguera.» Daniel Kahneman

Saber cómo funciona nuestro cerebro nos ayuda a entender mejor cómo tomamos decisiones.

[…] “Nunca hay tiempo para hacer las cosas bien, pero siempre hay tiempo para hacerlas dos veces”… y para corregir las consecuencias de haberlas hecho mal. Una catástrofe que tiene su origen en dinámicas de trabajo irracionales… Y en que nuestro cerebro funciona habitualmente en “modo automático”. […]

Los comentarios están cerrados.